Publicaciones

Catálogo: Anfibios de Castelldefels y El Garraf

[contenido en curso de realización, pronto estarán las fotografías]

Los anfibios son un grupo de vertebrados que incluyen a las salamandras, los tritones (anfibios con cola o urodelos), las ranas y los sapos (anfibios sin cola o anuros).

Aunque la mayor parte de los anfibios viven en un hábitat terrestre, siempre necesitan cierta humedad ya que tienen la piel desnuda y se deshidratan fácilmente. Además, para reproducirse, están obligados a retornar al agua donde se desarrolla una fase larvària (renacuajos) que después de una metamorfosis se transformará en la forma terrestre (sapo o rana).

El hecho de tener que vivir en dos medios diferentes (agua y tierra), hace que los anfibios sean mucho más sensibles a la intervención humana. En Catalunya se han reconocido 14 especies de anfibios de las cuales 8 están presentes en el Garraf. Sólo faltan los tritones y las especies de zonas más septentrionales.

En consecuencia, la fauna de anfibios del Garraf es diversa a pesar de la aparente falta de agua superficial en todo el macizo.

Gestión:

  • Dos son los principales factores de amenaza para los anfibios: la pérdida de puntos de reproducción y los atropellos. La pérdida de balsas, abrevaderos y puntos de agua en general, como consecuencia del cambio de las actividades agrícolas y ganaderas de la zona, se ha visto compensada por la realización de medidas correctoras y compensatorias por parte de la Administración del Parque Natural del Garraf. La creación de puntos de agua accesorios a las balsas de incendios y la adecuación de algunas balsas que se habían abandonado, se ha traducido en un aumento de las poblaciones de anfibios en el Macizo. Por contra, el incremento del número de visitantes y segundas residencias así como la adecuación de determinadas vías ha ocasionado un incremento del número de atropellos.
  • En el llano deltaico, la desaparición progresiva de hábitats adecuados ha hecho que especies aún presentes en la década de los noventa, desapareciesen. Éste ha sido el caso del sapo corredor y el de espuelas. Actualmente la falta de calidad del agua en los canales y la cubrición de muchos de éstos está provocando la disminución de las poblaciones de las dos únicas especies que quedan en el llano: la ranita meridional y la rana común. Los incendios forestales también se ha comprobado que afectan negativamente a las poblaciones de anfibios, especialmente de la ranita meridional ya que se trata de una especie bastante ligada a la vegetación. 

 

  • Salamandra. (Salamandra salamandra). Es el único anfibio con cola presente en el Garraf y no se localiza en el llano deltaico. Es fácilmente distinguible por su diseño de color amarillo intenso sobre fondo negro. Vive en las partes más húmedas y umbrías del Parque.
  • Sapo Partero. (Alytes obstetricans). Pequeño sapo de 4 ó 5 cm y aspecto rechoncho. Es de color marrón claro y presenta pequeñas verrugas manchadas de amarillo o naranja. Es frecuente al Garraf y se le puede encontrar en algunas zonas interiores del llano deltaico.
  • Ranita meridional. (Hyla meridionalis). De pequeña tamaño, es muy fácil de distinguir por el color verde intenso y la presencia de discos adhesivos en los dedos. Después de los días de lluvia de primavera es fácil oirla cantar encaramada en la vegetación o dentro del agua. Aún es relativamente frecuente en Castelldefels.
  • Rana común. (Rana perezi). De tamaño medio, presenta la piel lisa pero con dos pliegos dorsolaterales muy marcados. La coloración es muy variable desde el verde hasta el marrón. Siempre la encontraremos cerca del agua. Es mucho más abundante en el llano deltaico que en el Garraf.
  • Sapo de espuelas. (Pelobates cultripes). Es un sapo bastante grande, de aspecto muy redondeado. Los ojos son muy prominentes y presenta en las extremidades posteriores dos espuelas corneos de color negro. Es bastante escaso en el Macizo y en Castelldefels se extinguió a la década de los noventa.
  • Sapo corredor. (Bufo calamita). Sapo más pequeño que el común, se le puede distinguir del mismo por la coloración más clara, el ojo de color amarillo-verdoso y por la presencia de una línea amarillenta longitudinal en mitad del dorso. Abundante en el Garraf, en Castelldefels sólo se mantiene en la zona de ca n'Aymeric.
  • Sapo común. (Bufo bufo). Es muy robusto y la piel es muy verrugosa. Las glándulas parótidas de la cabeza están muy desarrolladas. Es de color pardo oscuro. El ojo es típicamente de color rojo. Muy abundante en el Garraf, se encuentra extinguido en el llano deltaico.
  • Sapillo moteado. (Pelodytes punctatus). De tamaño y aspecto parecido al sapo partero, es más estilizado y presenta verrugas tintadas de verde al dorso. Se encuentra por todo el Garraf y sólo en la zona más interior de Castelldefels.

Textos y Fotografías: Albert Montori y Gustavo A. Llorente

↑ subir
©
Ayuntamiento de Castelldefels
Plaza de la Iglesia, 1 - 08860 Castelldefels
Teléfono: 93 665 11 50