Hemeroteca

       
Viernes, 22 de mayo de 2020

La segregación escolar se reduce en Castelldefels, pero todavía hay camino para mejorar

La segregación escolar es la distribución desigual del alumnado entre los centros educativos de una población, hecho que provoca que en algunas escuelas e institutos haya un porcentaje de alumnado de origen inmigrado o con necesidades socioeconómicas superior al que hay en su territorio. Un informe de la Fundación Jaume Bofill señala que Castelldefels no figura entre las poblaciones catalanas donde la segregación escolar es más acentuada, pero advierte que debe mantenerse alerta al respecto

La Fundación Jaume Bofill analiza el fenómeno de la segregación escolar desde el curso 2001-02 hasta el 2018-2019 en los 121 municipios catalanes de más de 10.000 habitantes. El estudio revela que en los últimos cinco años el índice de segregación se ha reducido levemente: del 48 al 44% en primaria y del 39 al 35% en secundaria.

En Castelldefels, con un porcentaje alto de población extranjera (el informe, construido con datos del Síndic de Greuges, lo sitúa en el 19,81%), las políticas de elección y asignación de escuela para combatir la segregación escolar la han reducido ligeramente.

Según este informe, publicado hace pocos días, la escolarización en Castelldefels presenta unos índices de segregación inferiores a la media de Cataluña en cuanto a la primaria: el llamado índice de disimilitud en el curso 18-19 fue de 0,21, cuando la media catalana se sitúa en el 0,30. En nuestra ciudad, este índice ha disminuido respecto al curso 13-14 un -0,9.

En cuanto a la ESO, aun habiéndose producido una ligera disminución del índice de disimilitud del -0,02 respecto al curso 13-14, la segregación en Castelldefels (0,25) es superior a la media catalana, que en la educación secundaria es de 0,20.

El informe, por lo tanto, sitúa Castelldefels entre los municipios donde la segregación escolar se ha reducido los últimos años de manera continuada, datos que, según esta fundación especializada en estudios sobre el mundo de la educación, “demuestran que reducir de manera continuada y efectiva la segregación escolar és posible”.

Oficinas municipales de escolarización

Entre las carencias, el informe señala que Castelldefels es uno de los 33 municipios donde hay segregación que no tienen Oficina Municipal de Escolarización (OME). Estas oficinas son un mecanismo compartido entre el Departamento de Educació y los ayuntamientos que los expertos consideran “fundamental para poder informar y acompañar a las familias así como ejecutar decisiones y medidas contra la segregación escolar”.

El Ayuntamiento de Castelldefels no dispone de OME, e implementar una de ellas es uno de los aspectos que está trabajando con la Generalitat. El objetivo es disponer de más recursos para poder efectuar una distribución equilibrada de alumnado recién llegado, entre otras políticas encaminadas a reducir la segregación.

Castelldefels es la 17.ª ciudad de Cataluña en número de habitantes, no dispone de OME para gestionar la admisión de nuevo alumnado en los centros educativos a pesar de ser también una de las ciudades con una elevada tasa de "matrícula viva". Con este curso, 2019-20, en marcha, Castelldefels ha tenido cerca de quinientas peticiones de nuevo alumnado en los centros de la ciudad.

El concejal de Educación, Jordi Maresma, argumenta que "mis visitas al territorio, a otras concejalías de Educación, como por ejemplo las de Reus y Vilanova i la Geltrú, me han hecho poner de relieve el valor de este mecanismo con el que todavía no contamos en Castelldefels, y por el que tenemos que ir dando pasos hacia delante para lograrlo y dar un mejor servicio a nuestra ciudadanía".

En Castelldefels, como Ciudad Educadora, siempre se ha gestionado este proceso con un Servicio de Escolarización, dice el concejal, "pero pensamos que crear una OME podría ser una buena herramienta que nos permitiría garantizar una distribución equilibrada del alumnado con necesidades educativas específicas que permita su integración, facilite la cohesión social y favorezca una calidad educativa adecuada".

Preinscripción en confinamiento

El informe de la Fundación Bofill señala que el actual contexto de crisis de la Covid-19, observa el informe, “hace más necesarios que nunca los dispositivos para orientar y acompañar a las familias en el proceso de matriculación, como las OME, puesto que el estrés, la carencia de competencias digitales o el bajo acceso a canales de información formales puede complicar el proceso de preinscripción a las familias más vulnerables, hecho que podría incrementar los niveles de segregación”.

 

INFORME COMPLETO: Fundació Jaume Bofill

 

Imagen noticia
Foto: Ramon Josa (archivo)
↑ subir
©
Ayuntamiento de Castelldefels
Plaza de la Iglesia, 1 - 08860 Castelldefels
Teléfono: 93 665 11 50